UGT y CCOO de Toledo retomarán las concentraciones contra la siniestralidad ante la sede de Fedeto el 8 de noviembre

Los sindicatos UGT y CCOO de Toledo retomarán las concentraciones conjuntas ante la sede de Fedeto a partir del próximo 8 de noviembre con el objetivo de combatir la elevada siniestralidad laboral en la provincia, la segunda con peores datos de España, solo por detrás de Guadalajara.

Los dos sindicatos han acordado manifestarse cada vez que se produzca un accidente laboral mortal en la provincia y ofrecerán sumase a la Asociación de Víctimas de Accidentes Laborales de Toledo; la decisión llega después del fallecimiento de un joven en Quintanar de la Orden la semana pasada por un accidente laboral en su empresa.

En rueda de prensa del pasado viernes 19 de octubre el secretario territorial de UGT en Toledo, Alberto Sánchez, hizo un llamamiento público a la Administración regional, a la que ha urgido a recuperar el acuerdo de la Inspección Trabajo, Junta de Comunidades, empresarios, sindicatos y Fiscalía que “teóricamente sigue vivo, aunque el PP lo dejó morir y el actual Gobierno o no cree en él o se lo ha olvidado en un cajón”.

A la vez, Sánchez ha lamentado que ningún partido político tenga la siniestralidad laboral en su hoja de ruta. “Hay que hacerles ver que tiene que estar en su agenda de trabajo”, ha añadido. También ha reclamado al Gobierno regional que, ante el predominio de la microempresa de menos de seis trabajadores en la región, empiece a trabajar en la creación de la figura de delegado territorial o sectorial, “persona que encabezaría la labor de vigilar el sector y el territorio en materia de prevención de riesgos laborales”.

Tanto Sánchez como el secretario general de CCOO de Toledo, José Luis Arroyo, han incidido en que la falta de formación e información en prevención de riesgos laborales, el miedo a perder el puesto de trabajo y la alta temporalidad de los contratos en la provincia de Toledo están presentes de forma reincidente en los últimos accidentes laborales ocurridos en la provincia.

Por ello, han reclamado que la contratación de la prevención de riesgos laborales no sea una cuestión de subcontratación por parte de las empresas, pues debe ser trabajo de integración en el ámbito laboral. “No vamos a permitir que contabilicen en sus beneficios empresariales la reducción de los recursos en materia de prevención de riesgos”, ha advertido el responsable de CCOO.

De igual modo, han acordado pedir una reunión con la Jefatura de la Inspección Laboral para tratar la situación de siniestralidad en la provincia y ver cómo colaborar en la prevención de accidentes de trabajo, así como impulsar el uso de mediaciones de jurado arbitral para solventar incumplimientos de la normativa de prevención de riesgo laborales.

En cuanto a los accidentes ‘in itinere’, y a fin de prevenirlos, los sindicatos quieren participar en la elaboración de los planes de movilidad, pues buena parte de los desplazamientos que se producen, por ejemplo, en la ciudad de Toledo son de naturaleza laboral. Por último, también han pedido a la Delegación del Gobierno que atienda la mala accesibilidad que presentan muchos polígonos industriales como el polígono de Illescas en su entrada por la A-2.

Algunos datos

La provincia de Toledo tiene una tasa de incidencia (número de accidentes laborales por cada 100.000 personas trabajadoras) que supera en 19,6 puntos a la media de la región y en 75 puntos a la media del país, según los datos del primer semestre de 2018 del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social.

En este periodo se han registrado 5 accidentes laborales mortales, si bien tras los últimos siniestros ocurridos en septiembre y octubre son ya 7 las personas trabajadoras que han fallecido en la provincia en accidente laboral en lo que va de año, el último este miércoles en Quintanar de la Orden. El año pasado en la provincia fallecieron 10 trabajadores en accidente laboral y ocho en el 2016.

Deja un comentario